Devociones diarias de Cuaresma

Para leer una Devocion anterior, visite nuestros archivos.

In English  


"Hasta las piedras gritarán"

7 de Marzo de 2010

Algunos de los fariseos que estaban entre la gente le reclamaron a Jesús: '¡Maestro, reprende a tus discípulos!' Pero él respondió: 'Les aseguro que si ellos se callan, gritarán las piedras'. Lucas 19:39-40

En la parte del camino del Monte de la Transfiguración a la cruz del Calvario que llevó hasta Jerusalén, no hubo sólo muchos que cantaban entusiasmados. También hubo muchos que querían hacer callar a los que cantaban. Los fariseos se deben haber sentido amenazados. Muchas personas -personas que ellos mismos conocían- seguían a Jesús quien, con buenas razones, los criticaba a ellos.

Es interesante que los fariseos pensaran que Jesús podía hacer callar a los que cantaban. Y quizás lo podía haber hecho. Lo que sabemos con toda seguridad es que, si hubiera querido, podría haber hecho gritar a las piedras. Aparentemente los fariseos no tenían ninguna duda al respecto. A menudo la naturaleza parecía unirse a los gritos de alegría de los muchos que se alegraban en su Salvador.

Al ir acercándose a Jerusalén, Jesús se conmueve por lo que esa ciudad significa para él, y por lo que sabe que le espera. Jesús ama Jerusalén, pero sabe que no va a existir para siempre. Esas piedras que tantos admiran, no van a permanecer donde están. Ellas también van a gritar que sus ciudadanos no están dispuestos a reconocer que Dios está viniendo.

Qué glorioso es cuando las mismísimas piedras reconocen con nosotros el tiempo del Señor, y se unen a nuestros cantos de alabanza. Qué difícil sería si esas piedras hablaran de nuestro fracaso en honrar y reconocer el tiempo de nuestro Señor.

ORACIÓN: ¡Que hasta las piedras amplifiquen nuestros sonidos de alabanza! Amén.

Rev. Vern Gundermann

El Pastor Klaus regresará el 7 de abril


E-Mail this page to a friend Enviar esta pgina     Print this Page Imprimir esta pgina